trucos blogger

jueves, 14 de febrero de 2019

Tracker en el Museo de Carrasco

Grumman S-2G Tracker, ANU 856, (c/n 263C) BuNo 152376. Se encuentra preservado en el Museo Aeronautico del Uruguay.
Fotografias Octubre 2018. Gentileza Alvaro Franco.
 Los Tracker en Uruguay.
Los primeros tres S-2A Tracker de la Aviación Naval Uruguaya arribaron a la base naval Capitán Curbelo el 10 de abril de 1965, iniciando así un nuevo capítulo en la Aviación Naval Uruguaya: la guerra antisubmarina (ASW "Anti Submarine Warfare").
 En una época donde la amenaza submarina se consideraba la más temible en el ámbito naval, surge el Grumman S-2 A, avión especializado en la detección y destrucción de submarinos. La Aviación Naval Uruguaya, recibe de Estados Unidos en 1965, los primeros 3 aparatos. En ese momento se desarrollan ejercicios con medios ASW, tanto aéreo como navales, en maniobras conjuntas con las US NAVY, la Marina de Brasil y la Armada Argentina.
Posteriormente el 15 de septiembre de 1982 arribó un S-2G y el 2 de febrero de 1983 llegaron a Uruguay otros dos S-2G más modernos, para reforzar la flota.
El S-2 pasó por varias etapas de desarrollo, construyéndose muchas versiones: A,E,G,H, etc, siendo estas últimas, las que se operan hoy en día, debido a sus capacidades mejoradas en materia de aviónica. Los dos motores que impulsan al Tracker son Wright R-1820-82WA Cyclone de 1.525 HP. La necesidad de la tendencia a la modernización inevitable, hizo a varias armadas, a convertir sus Tracker, a la versión S-2 T "Turbotracker", esta conversión incluye panel de instrumentos y aviónica nueva, y el reemplazo de los viejos motores por otros, turbohélice, que le proporcionan notables mejoras en su performance.
En materia de armamento, siguiendo el rol ASW del Tracker, cuenta con elementos de ataque a submarinos, como cargas de profundidad, torpedos, además de coheteras (con cohetes 2,75 pulgadas). Posee un panel excusivo para un operador de control antisubmarino, que cuenta con pantalls de radar y otros elementos.
En la actualidad, la flota uruguaya de Tracker no se encuentra en condiciones de vuelo solo manteniendo una unidad en reserva como es el ANU-854.

No hay comentarios: